Mall Chiloé

Un Monstruo se sentó en la ciudad – Arquitecto Renato Vivaldi Tesser

Habìa terminado hacìa poco la Ley de Puerto Libre para Chiloé. Eran los años sesenta.

El gobierno central promulgò entonces la Ley 889 que bonificaba las construcciones e inversiones con un 25% de su valor. Era el 1975. Como el valor de la construcciòn en Chiloé era menor que el establecido por los paràmetros gobernativos, aquel porcentaje resultaba mucho mayor y, en el caso de la autoconstrucciòn (la mayorìa de los casos) significaba una bonificaciòn de casi el 100% de la habitaciòn. (más…)